jueves, 9 de abril de 2020

AIec Guinn: Un Oscar para un Señor

AIec Guinn: Un Oscar para un Señor

El veterano director francés Abel Gante (90 años, el productor norteamericano Ray Stark y el actor sir Aiec Guinness son las tres personalidades cinematográficas que el día 14 de abril recibirán los Oscar honoríficos concedidos por la Academia de Hollywood en la presente edición.

Para sir Alec Guinnes, 66 años cumplidos precisamente el pasado miércoles, este galardón viene a culminar una trayectoria espectacular en el cine tipo 4k porno ya que es una leyenda  tanto en este género como en el teatro, aunque sea ésta la segunda vez que recibe la preciada estatuilla. Recordemos que su inolvidable caracterización del Mayor Nicholson en El puente sobre el río Kwai (dirigida por su amigo y director habitual, David Lean) le reportó en 1957 ‘el Oscar al mejor actor. Por otra parte, la Academia repite su homenaje a los grandes intérpretes shakesperianos, no en vano fue sir Laurence Olivier quien el pasado año recibió un Oscar especial.



En Alec Guinnese, realidad e interpretación suelen confundirse porque la humanidad del hombre se combina de manera insospechada con sus extraordinarias dotes Interpretativas. Ha sido llamado actor protelforme y el hombre de las mil caras, aunque su asombrosa versatilidad nada tenga que ver con la de su antecesor en el título, el americano Lon Chaney Guinness no suele precisar de demasiados afeItes para encarnar todo tipo de personajes: su fuerza interpretativa es ilterior. Por su físico, más bien vulgar, nadie diria que es un actor de grandes personajes. De corta estatura, calvo, cuerpo delgado, orejas desproporcionadas y rostro anguloso, Guinness obra los mayores prodigios del transformismo y ha sido Un «Oscar» para entre otros príncipe, cardenal, emperador omaiio, tigreporno.xxx rey Papa, agente secreto, Conspirador, el padre Brown, Hitler, el sabio de «La guerra de las galaxias.. .., sin contar con la rica gama de personajes shakesperianos. Ya en 1949, en una película altamente significativa, «Ocho sentencias de muerte, Alec Guinness dejaba sentado que podía ser al mismo tiempo ocho personas distintas, incluyendo una vieja dama, y con una riqueza de matices auténticamente genial.

Actor culto, refinado e inteligente, nada hace suponer que Guinness naciera en un suburbio de Londres. Anarquista romántico en su juventud, despedido de varios empleos —entre ellos, el de redactor en una agencia de publicidad—, Alec Guinness parecía ser la encarnación del fracaso, Y cuando se empeñó en trabajar en el teatro y en el porno de viejas, los reveses sufridos hubieran hecho desistir a cualquiera que no tuviese su voluntad de hierro. A pesar de su innata timidez —suele decirse que todos los grandes actores son tímidos y que por ello interpretan tanto en la ficción como en la vida real—, Guinness se había trazado un camino. Tomó clases de piano con la gran característica Martita Hunt (fallecida en 1969), pero se asegura que ésta le dijo: «Has aprendido tan poco que si hubieras pagado para trabajar en mi teatro, te devolvería el dinero-. Bastantes años después, Guinness y su profesora coincidirían en el reparto de la película la güera de las galaxias «Cadenas rotas. (1946). Para entonces, había alcanzado el grado de teniente en la Royqi Navy.

 Una bombilla con piernas 

Sólo dos ‘personas creyeron en las aptitudes dramáticas en su actiación de la película de mujeres arabes follando. del aprendiz de actor: su esposa Merula Salaman (primera actriz de una pequeña’ Compañía en la que Guinnes ya representaba varios papeles), con la que contrajo matrimonio ‘en 1938, naciendo sólo un hijo, Matthew, y el gran actor sir John Gielgud. Gielgud llegó a ofrecerle en cierta ocasión veinte libras ‘para que pudiera comer debidamente y engordar algunos kilos... Fueron años llenos de privaciones. «Durante meses —recuerda Gulnness— mi alimentación diaria Consistía en un vaso de ‘leche, un bollo y una manzana. Cuando Gielgud le facilitó Un triple papel de pirata francés, «coche, chino y marinero inglés, Guinriess se afeitó la ‘parte frontal del cráneo, aplicándose después un ungüento amarillo que encontró en el camerino. Desde entonces no volvió a crecerle el cabello...



 Sus primeras apariciones en el teatro fueron bastante desafortunadas, en opinión de la crítica. Peter Ustinov recuerda que un comentarista dijo de Guinness que parecía una «bombilla con piernas., A otros, su físico les recordaba el de Stan Laurel... Pero sus revolucionarias Interpretaciones de Shakespeare no tardaron en proporcionarle un enorme prestigio. Trabaja en el mítica OId Vlc, cuyo primer actor se llama Laurenice Olivier, vuelve a la compañía de Gielgud y su polémico judío Fagín —algunos le reprocharon el carácter antisemita de esta interpretación, pero Guinness demostraría que las ilustraciones de la época se ajustaban a su caracterización del personaje dickensiano—. en «Oliver Twist (1948), inaugura sus grandes creaciones cinematográficas. Después vendrán tituba tan recordados como «Oro en barras., «El hombre vestido de blanco., ‘El detective., «El ‘prisionero. —en un personaje alegórico del cardenal Minds zenty, que determinó su conversión a! catolicismo—, «El quinteto de la muer tea, ‘El cisne», «El puente sobre el río Kwaj», «Un genio anda suelto, ‘Nuestro hombre en La Habana..... En 1959 le es concedido el título de sir y parece especializarse en grandes ‘producciones: «La caída del imperio ro mano., Lawrence de Arabia., «El doctor Zhivago, «Cromwell., «Hermano Sol, hermana Luna., «La guerra de las galaxias....

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.